Razones Para Entrenar A Tu Perro… Antes De Que Sea Muy Tarde

Si hay algo en lo que todos podemos estar de acuerdo es que la educación tiene una importancia irrefutable en la vida de cada persona. De hecho, muchas tesis sostienen que la educación temprana juega un papel importante en el desarrollo futuro del niño/niña. Estas afirmaciones también se traducen al mundo animal y, de manera mas especifica, a nuestros perros. Verán, un perro es exactamente igual que un niño en el sentido de que buscan aprender y conocer el mundo a su alrededor. Por eso, los perros, al igual que los niños, viven de tocar y ponerse cosas en la boca. Todo forma parte de su proceso natural de aprendizaje. Ahora, lo que muchos padres y dueños de mascotas no entienden es que, así como le pagan el colegio a sus hijos, deberían pagarle un adiestrador a su perro. Hoy te explicamos los numerosos beneficiosos de contratar a un adiestrador canino y como esa decisión te puede terminar ahorrando mucho, pero mucho dinero.


5. Perro Obediente


Uno de los focos principales de las sesiones y consultas de adiestramiento es corregir conductas no deseadas en tu mascota. Contratar a un adiestrador te coloca un paso más cerca de tener a un perro más obediente y fácil de manejar. Esta obediencia te hará la vida más fácil y te abrirá numerosas puertas de cosas nuevas que hacer con tu perro. Por ejemplo, con un perro obediente puedes hacer de sus paseos rutinas mucho más fáciles.


4. Control de Necesidades


Los dueños de mascotas podemos acordar, de manera unánime, que recoger las necesidades de nuestros perros es la peor parte de la experiencia canina. Por más que nos engañemos, recoger defecaciones nunca es placentero. Contratando a un adiestrador para entrenar a tu peludito eliminaría completamente el problema de tener un baño en toda tu casa. Tu perro aprendería donde debe hacer sus necesidades y tú tendrías un peso menos de encima. Este tipo de conductas pueden ser modificadas con una simple consulta de adiestramiento. Tanto tu nariz como tu mascota te lo agradecerían.


3. Ahorras Dinero


Un perrito no adiestrado puede suponer mayores gastos para su dueño. Por un lado, el dueño tiene que constantemente comprar productos como parches de entrenamiento, repelentes, fundas, entre otros. Por otro lado, un peludito no adiestrado puede hacer de tus muebles su nuevo juguete preferido y eso equivaldría a gastos de limpieza, en el mejor de los casos, y reparación, en el peor de ellos. Adiestrar a tu perro eliminaría todos estos problemas y te ahorraría miles de pesos en el proceso.

2. Reduce Riesgos


Imagina que tu y tu perro van de paseo cuando, de repente, tu perro fija su mirada en el gato del vecindario y, dejando dominarse por sus instintos, intenta perseguir al felino. Y así, en tan solo un instante, un hermoso paseo con tu perro se convierte en un arduo tira y jala por ganar su atención y calmar sus desesperados instintos. Adiestrar a un perro lo ayuda también a controlar esos impulsos tan naturales que tiene. Un perro con más control sobre sus acciones implica menores riesgos al momento de pasearlo o de llevarlo a un restaurante pet friendly, por ejemplo.


1. Es Lo Correcto


Muchos dueños de mascotas ven a sus perros como sus hijos. Esta es una tendencia que solo se fortalecerá con el tiempo pues los jóvenes de ahora comparten ese amor por los animales y buscan cada vez más su humanización. Entonces, si para muchos su perro es como su hijo, lo correcto sería tratarlo como tal. Pagarle una educación es solo uno de muchos pasos a seguir. Eso sí, como todo niño en el colegio, el perro va aprendiendo por cursos. Primero la obediencia básica antes de pasar con la obediencia avanzada, y así sucesivamente. Nuestros perros adoran aprender, pero solo tenemos que darles la oportunidad para que lo hagan.


Ya conoces los numerosos beneficios de adiestrar a tu mascota. Lo mejor de todo es que ahora, con nuestra aplicación, tienes acceso a los mejores entrenadores y adiestradores caninos de toda República Dominicana. Solo tienes que descargar Tilín y agendar una cita con el adiestrador de tu preferencia, el día y hora que mejor te convengan. El adiestrador irá directamente a tu casa y se dedicará a entrenar a tu mascota para que aprenda a ser un peludito más obediente.